quinta-feira, 28 de outubro de 2010

Un tribunal militar en Brasil condenó a 14 meses de prisión a un controlador aéreo

Un tribunal militar en Brasil condenó a 14 meses de prisión a un controlador aéreo por el choque de dos aviones en pleno vuelo ocurrido hace cuatro años, con un saldo de 154 personas muertas.

El sargento de la fuerza aérea Jomarcelo Fernandes dos Santos fue sentenciado por no haber actuado para evitar el accidente luego de percatarse de que el sistema antichoques de uno de los aviones estaba desconectado.

Según la defensa de Fernandes, la condena es inaceptable porque su cliente no habla inglés y estaba obligado a coordinar un vuelo con pilotos extranjeros. Otros cuatro controladores juzgados en la misma causa resultaron absueltos.

Como resultado de la colisión, uno de los aviones, un Boeing 737 de Gol Líneas Aéreas que cubría ruta entre Manaus y Brasilia cayó en la selva y ninguno de los que iban a bordo logró sobrevivir.

El otro aparato, un jet ejecutivo Embraer Legacy 600 de una firma de Nueva York, logró aterrizar sin inconvenientes con sus cinco pasajeros.

Los dos pilotos del jet, los estadounidenses Joseph Lepore y Jan Paladino, enfrentan cargos en Brasil por volar a una altitud no autorizada y llevar apagado el sistema anticolisión de la nave.

La agencia para la seguridad del transporte aéreo de EE.UU. (TSA, por sus siglas en inglés) atribuyó entonces el accidente a fallas en el sistema de control de tráfico aéreo de Brasil.

Nenhum comentário: